La RSC está en el ADN de Seguronce, en la orientación social que tiene nuestro trabajo

Entrevista a Óscar Da Pena, Director Gerente de Seguronce para CERMI.es Semanal

23/09/2014 - CERMI

Orcar Da Pena retratado por Jorge Villa durante la entrevista de Blanca Abella en la sede central de Seguronce

Óscar da Pena es ingeniero agrónomo y máster en Dirección de Empresas, y es el director gerente del Centro Especial de Empleo que gestiona la cartera de seguros de la ONCE, su Fundación y su grupo empresarial, además de dar servicio a entidades del Tercer Sector, empresas y particulares. La ONCE es una gran Organización, asegura en esta entrevista, y eso es precisamente lo que les da fuerza en el sector asegurador para lograr una línea de innovación social única. “El Grupo nos da mucha estabilidad y mucho peso como correduría”, afirma Da Pena, y eso lo aprovechan para mejorar las condiciones aseguradoras del Tercer Sector en general. Así, la RSC la llevan de serie, en el ADN.

¿Qué relación especial o peculiar hay entre el mundo de los seguros y la discapacidad?, ¿de qué manera pueden apoyarse y soportarse?

Ahora mismo es una relación complicada por el desconocimiento. Es difícil que una compañía de seguros en su día a día piense en mejorar un producto para personas con discapacidad. Muchas compañías poco a poco lo van interiorizando y consiguiendo. Seguronce, el CERMI, Fundación ONCE y otras entidades del mundo de la discapacidad, tenemos que sentarnos con las compañías de seguros y contarles cómo es el sector de la discapacidad y explicar cómo pueden ser los productos. Al final muchas barreras o tabúes pueden caer. Es verdad que hay casos, como puede ser el de un coche adaptado, que necesiten una póliza un poco más costosa, pero como mínimo que exista esa póliza y nosotros ya nos encargaremos de que el coste para el cliente sea el óptimo.

Al final, como ocurre a menudo en el mundo de la discapacidad, los problemas o barreras se levantan por falta de sensibilidad o conocimiento, ¿no es así?

Sí, pero aunque vamos lentos, por suerte sí percibo por parte de las aseguradoras una buena disposición a colaborar en este sentido. Son bastantes las compañías que se han sentado con nosotros interesadas en conocer mejor el mundo de la discapacidad y que les orientemos. Poco a poco vamos ganando mucho terreno en esa parte de sensibilización. El mundo del seguro es muy grande y al final sí hay ganas.

Además, el grupo de empresas de ONCE y su Fundación es un gran grupo y la gestión de sus programas de seguros nos da mucha fuerza y mucho peso ante las compañías aseguradoras. Eso lo aprovechamos para conseguir condiciones muy buenas también para clientes externos y sobre todo de cara al Tercer Sector. El Grupo nos da mucha estabilidad como correduría y nuestro foco estratégico claro, es que logremos trasladar nuestra fuerza en el sector asegurador a los clientes del Tercer Sector. Queremos que las personas con discapacidad y entidades sin ánimo de lucro noten, notemos, que cada vez hay más opciones, menos barreras a la contratación de productos en seguros. Por ejemplo, lograr sin dificultades pólizas cuando el auto está adaptado, o que en las pólizas de salud cada vez haya menos dudas, más conocimiento de lo que implica la discapacidad, y que no se rechace directamente.

¿Cómo encaja en Seguronce el concepto de Responsabilidad Social Empresarial?

El mensaje de la RSC está claro en Seguronce, perteneciendo al Grupo en el que estamos y con la orientación social que tiene nuestro trabajo. Pero además, una de las líneas de trabajo de Seguronce es la de ayudar a las compañías a potenciar sus acciones de RSC a través de compras responsables con Seguronce. Contamos a las empresas cómo es el modelo de Seguronce y la compra responsable, les explicamos que como empresa pueden tener sus seguros con cualquier compañía pero si lo hacen a través de una correduría de seguros que además es Centro Especial de Empleo, porque el 80 por ciento de sus empleados tienen discapacidad, apuestan así por una compra responsable que favorece la creación de empleo para personas con discapacidad.

En Seguronce tenemos tan fácil contar qué somos y qué hacemos, que el mensaje está claro y la RSC la llevamos en el ADN. De cara al cliente nosotros le contamos que hacemos lo mismo que cualquier otra correduría, pero con un valor añadido, que es todo el compromiso social. Hay empresas que no lo valoran y otras que lo valoran muchísimo. Trabajamos para dar el mejor servicio, producto y ahorro y siempre con un claro objetivo de rentabilidad social.

Seguronce se ha hecho un hueco relevante en el sector, y también ha ganado algún premio reciente gracias a una gestión que logra rentabilizar el modelo económico con el modelo social, ¿cuáles son las claves de esa gestión?

Seguronce se ha convertido en un modelo rentable y sostenible. Nuestro modelo, la razón, el motivo y la misión, es social, pero si no logramos que esto sea además un modelo económicamente rentable, dentro de 10 años diremos “qué bonito era”. Tenemos que lograr una rentabilidad económica sostenida. Si no hacemos eso, estamos perdidos. Sin duda, las 1.500 entidades sin ánimo de lucro, 12.000 familias y 500 empresas que son clientes de Seguronce nos ayudan a ser mejores día a día y les agradecemos mucho su confianza.  

Además de la innovación social, ofrecemos la innovación en productos. No es lo mismo asegurar la responsabilidad civil de una entidad sin ánimo de lucro que de una pyme. Nosotros conocemos las actividades de estas entidades y de sus miembros y hacemos productos específicos, como por ejemplo, los destinados a los voluntarios, con los que las entidades sin ánimo de lucro trabajan. En primer lugar enviamos a las entidades un mensaje necesario y es que los voluntarios, ya sean uno, cien o mil, siempre tienen que estar asegurados, y luego creamos un producto con una compañía donde cubrimos la responsabilidad civil de esos voluntarios y los accidentes. Así hemos pasado de los 9.000 voluntarios en póliza de hace dos años y medio, a los 16.000 actuales. Es un producto diferente y así lo entienden las entidades, saben que conocemos el mundo en el que trabajan. 

Buscamos, en definitiva, la adaptación de los productos habituales de las compañías de seguros a nuestros clientes, y lo más complicado además de buscar esa adaptación es que las compañías consigan estandarizar esos productos. Cada uno necesitaría algo distinto, casi un seguro a medida, pero hay que conseguir productos que se adapten a más realidades. 

En el sector, de momento lo que hay que conseguir es detectar qué necesidades no están cubiertas y cubrirlas, aunque tenga que ser más costoso, en principio, pero que no te quedes sin él. No es tanto lograr productos nuevos, sino conseguir que los productos actuales estén adaptados de la mejor manera posible. Óscar da Pena, Director Gerente de Seguronce

Según un reciente convenio, Seguronce es entidad asesora del CERMI, ¿en qué consiste ese acuerdo? 

Queremos hacer una labor de asesoramiento directa al CERMI, ante cualquier duda que tengan, y luego una labor de asesoramiento indirecto a las entidades adheridas al CERMI. También queremos llegar a más entidades y contarles lo que hacemos y el CERMI nos puede ayudar en esto y así mejorar las condiciones aseguradoras de las entidades. Y, por otro lado, Seguronce se beneficiará del gran conocimiento del CERMI en materia de discapacidad para lograr productos y servicios cada vez más valorados por nuestros clientes.. 

La crisis reciente, y aun permanente, ha azotado especialmente a los sectores con los que trabaja Seguronce, ¿se ha resentido el negocio en ese sentido?

La crisis sí afecta sobre todo en la bajada de las primas y en que la competencia es mayor, pero en cuanto a las oportunidades, debo decir que internamente mejora la gestión al contar con menos recursos y favorece un ejercicio de búsqueda real de oportunidades, saber dónde queremos estar. Por ejemplo, a pesar de la crisis, en la línea de servicios al Tercer Sector llevamos tres años creciendo, porque ahí sí se percibe que damos un valor distinto y nos permite captar nuevos clientes; 400 nuevos clientes en esta línea desde 2012.